29 Oct 2016

Habitat III reconoce la contribución de refugiados y migrantes al desarrollo urbano

QUITO, Ecuador, 19 de octubre de 2016 (ACNUR) – ¿Cómo la Nueva AgeHabitat III reconoce la contribución de refugiados y migrantes al desarrollo urbano Urbana puede ayudar a abordar los retos y oportunidades que enfrentan los migrantes, los refugiados y las comunidades de acogida? En el marco de la Conferencia de la ONU sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible, Habitat III, que se celebra en la capital ecuatoriana entre el 17 y el 20 de octubre, el papel activo de refugiados y migrantes como constructores de desarrollo urbano fue analizado en una sesión especial sobre Migrantes y Refugiados.

Organizada por la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos (OACDH), el evento sirvió para subrayar la necesidad de hacer de los contextos urbanos espacios de integración y desarrollo a través del acceso a servicios, trabajo y el pleno ejercicio de derechos para población forzada a huir o migrante.

Con la participación de la Viceministra de Movilidad Humana del Ecuador, Esther Cuesta, Jean Louis De Brouwer, Director de Operaciones del Departamento de Ayuda Humanitaria y Protección Civil de la Comisión Europea (ECHO), Joseph Seckla, de la Coalición Global para el Habitat, y el alcalde de la ciudad alemana de Colonia, Andreas Wolter, la sesión destacó la necesidad de que respuestas coordinadas e integrales apunten a permitir soluciones dignas para la población en movilidad humana.

“Los refugiados, desplazados internos y los apátridas – como otros – se sienten atraídos por las oportunidades que brindan las ciudades. Son personas con habilidades, talentos y aspiraciones”, señalaba Steven Corliss, director de la División de Gestión y Apoyo de Programas del ACNUR, quien destacó que dicha población llega a las ciudades “en busca de las cosas que la mayoría de nosotros damos por sentado – moverse libremente y sin miedo, tener una vivienda digna; para encontrar un trabajo digno con el que mantener a sus familias, educar a sus hijos, ver a un médico cuando están enfermos y para atreverse a soñar con un futuro mejor”.

En un contexto de crisis global sin precedentes de desplazamiento forzado, Corliss a su vez destacó la oportunidad actual que supone la Nueva Agenda Urbana (https://habitat3.org/the-new-urban-agenda) para favorecer respuestas conjuntas, integrales y adaptadas a cada contexto. “Vemos una convergencia real y significativa entre la orientación estratégica del ACNUR, la Declaración de Nueva York y la Nueva Agenda Urbana. Todos están inspirados por y en pos de reforzar la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible y el compromiso fundamental de no dejar a nadie atrás.»

En el mismo sentido, el Director General de OIM, William Lacy Swing, señaló en su intervención cómo “La Agenda nos compromete a todos a reconocer la contribución de los migrantes”. Al tiempo, Kate Gilmore, Alta Comisionada Adjunta para Derechos Humanos, señaló la necesidad de “humanizar” el Habitat y favorecer respuestas que combatan las manifestaciones discriminatorias: “No hay Habitat sin personas. En la diversidad hay fortaleza, no miedo.”

La tercera Conferencia de las Naciones Unidas sobre vivienda y desarrollo urbano sostenible  es la primera gran conferencia global desde la aprobación de la Agenda 2030, ofreciendo una oportunidad para debatir las oportunidades que brinda la urbanización para la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. La Nueva Agenda Urbana espera favorecer ciudades para todos y todas, inclusivas, sostenibles, resilientes, seguras y compactas.

FUENTE: ACNUR

Deja un comentario